Consejos al comprar un coche barato en invierno

autos-nieve

En la temporada de invierno, la mayoría de la gente no deja expuesto su vehículo. Al comprar su segundo coche por menos de U$S1000 puede mantener su otro vehículo en buenas condiciones, pero también puede tener dificultades para manejar en la nieve.

Una de las cosas más perjudiciales para su vehículo en invierno es lo que se utiliza para hacer las carreteras, y es la sal. Este producto es una de las causas más comunes de la oxidación y corrosión en los vehículos, especialmente los modelos más antiguos. La sal combinada con la humedad produce el desgaste en la pintura y en la chapa, y si está expuesto constantemente por vivir en zonas con mucha nieve, es difícil que pueda evitar este problema.

Otro peligro importante para usted y su vehículo en la temporada de invierno, es, por supuesto, los otros vehículos en la carretera. Caminos helados y otras condiciones de manejo deficiente pueden ponerlo en riesgo de ser chocado por otros vehículos, incluso al piloto más experimentado. Por lo tanto esto es algo que la gente no quiere que le suceda a su coche.

Al conseguir un coche por menos de U$S 1000 la mayoría de la gente puede permitirse el lujo de poder tener un segundo vehículo para manejar en el invierno y poder cuidar su coche principal. Lo mejor de todo es que los U$S 1000 que gastó en el vehículo lo va a poder recuperar ya que no pierde el valor.

Algunos consejos para manejar en invierno:

-Por supuesto, conseguir un coche con un calentador en buen estado de funcionamiento!

-Asegurarse que todos los instrumentos funcionen correctamente; luces, limpia parabrisas, ventanas y cerraduras. Estas cosas a veces se pasan por alto en los vehículos de bajo precio.

-Tener cubiertas grandes y tracción en las cuatro ruedas sería lo ideal, pero sino trate que su coche tenga tracción delantera ya que tener sólo tracción trasera sería un problema, ya que no se agarra bien en la nieve.

-Asegurarse de que el aceite y el líquido anticongelante estén en buen estado y con la capacidad adecuada.

-Los neumáticos tienen que estar en muy buen estado para una conducción segura y más fácil en la nieve. Hay muchos neumáticos especialmente diseñados para transitar en la nieve y el hielo. Si este vehículo va a ser usado solo en invierno, este tipo de neumáticos sería una gran inversión y puede significar toda la inversión del vehículo.